Nutricosmética     Nutricosméticos

Los Nutricosméticos: Cuidado de la Piel de Adentro hacia Afuera


Por Nutricosméticos nos referimos a los complementos alimenticios administrados por vía oral con fines estéticos.

EnergiaInterior - Los Nutricosméticos

¿Para qué se usan los nutricosméticos? Dependiendo de su formulación, pueden emplearse para retrasar los signos del envejecimiento de la piel, aportar luminosidad, frenar la caída del cabello, preparar la piel para la exposición al sol o incluso mejorar la apariencia de las uñas y el pelo.

¿Cómo? Gracias a los principios activos contenidos en estos productos, que, una vez en la sangre tras la digestión, impulsan las células del organismo mejorando la apariencia y la salud de la piel, el cabello y las uñas.

¿Cuál es su composición? Principalmente aminoácidos, vitaminas (especialmente A, C y E) y/o minerales (zinc, selenio, etc.).

Una dieta variada y equilibrada se supone debería cubrir todas nuestras necesidades nutricionales, sin embargo, debido a desequilibrios dietéticos, la exposición a la contaminación o, en el caso de la vitamina D, la falta de sol, el organismo puede presentar deficiencias. Si bien no tienen la capacidad de curar, los nutricosméticos pueden prevenir estas deficiencias. Por lo tanto, representan un pequeño impulso de la belleza nada desdeñable.

¿Son suplementos seguros? No todos los nutricosméticos son absolutamente inofensivos. El ejemplo más evidente es la vitamina A, nutriente antienvejecimiento por excelencia. Como se encuentra naturalmente presente en muchos alimentos (1), las deficiencias de vitamina A son bastante escasas en nuestras latitudes. Pero un exceso crónico de esta vitamina, puede resultar tóxico para el hígado y causante de una serie completa de síntomas: náuseas, dolor de cabeza, mareos, pérdida de cabello, sequedad de la piel, membranas mucosas y ojos, etc.

(1) La vitamina A se encuentra en alimentos de origen animal: carne, pescado, hígado, leche entera, mantequilla, huevos, queso, etc. En cuanto al betacaroteno, una sustancia que el cuerpo puede transformar en vitamina A, está presente especialmente en frutas y verduras de color naranja (zanahorias, calabazas, mangos, boniatos, etc.) y vegetales de color verde oscuro.

¿Qué precauciones debemos tomar al realizar un tratamiento con nutricosméticos?

●  Los pacientes con enfermedades crónicas, personas mayores, mujeres embarazadas o lactantes y personas bajo tratamiento farmacológico, siempre deben buscar el consejo médico antes de comenzar una cura.

●  Cuidado con los nutricosméticos que se comercializan por internet, no siempre están sujetos a los controles de calidad exigidos.  

●  Para evitar sobredosis e interacciones, no debe realizarse más de una cura nutricosmética al mismo tiempo. Es importante también respetar la dosificación.

¿Qué son los Alimentos Cosméticos? Cosmetofood hace referencia a productos alimenticios fortalecidos con ciertos ingredientes activos: vitaminas, minerales, fibras, probióticos, etcétera Si bien pueden representar un impulso para la salud y/o la belleza, estos alimentos deben ir acompañados de una buena higiene de vida. Es decir, una dieta saludable, variada y equilibrada rica en frutas, verduras y productos del mar, ejercicio físico regular y nada de tabaco.

Una ensalada rica, rica...

Las frutas y verduras son una fuente importante de antioxidantes, esenciales para prevenir la degeneración celular. Los cócteles rejuvenecedores están repletos de minerales y vitaminas, fundamentales para la belleza de la piel.

¿Qué antioxidantes contienen?

●  Carotenoides o provitamina A, como la luteína - licopeno (tomates, sandías, papayas) - alfa caroteno (mangos, calabazas, melones) - beta caroteno (zanahorias, albaricoques).

●  La vitamina E o el tocoferol, que se encuentran principalmente en los frutos secos (avellanas, almendras...).

●  La vitamina C o ácido ascórbico, presente en los cítricos, mango, repollo, perejil y acedera.

●  Polifenoles como las antocianinas, que se encuentran en los pigmentos azul, rojo y morado de los frutos rojos.

Frutas maravillosas…

●  Plátano: muy rico en azúcares y mucílagos, nutre, suaviza y previene la deshidratación de la piel y el cabello seco.

●  La frambuesa contiene un polifenol, ácido elágico, conocido por su acción protectora contra el envejecimiento. La presencia combinada de antocianinas, convierte a esta fruta en un antioxidante de excepción.

●  La manzana contiene naturalmente azúcares, muchas vitaminas, polifenoles (quercetina, catequina, epicatequina) y ácidos de frutas, incluido el ácido málico.

●  El arándano contiene muchos ingredientes activos como vitamina C, azúcares, antocianinas y oligoelementos, con propiedades astringentes y tonificantes, ideales para el cuidado de la piel cansada y mixta.

Las verduras nos embellecen…

Principalmente contienen fibra dietética, vitaminas (A, C, B2, B6, K, ácido fólico, etc.) y minerales (potasio, hierro, magnesio, calcio, cobre, etc.). Son muy recomendables la zanahoria, gracias a su gran riqueza en provitamina A, la ortiga, el diente de león y la rúcula, que hidratan nuestras células desde el interior, asegurando la elasticidad y luminosidad de la piel.

El pepino es muy rico en vitaminas, oligoelementos y minerales. Además de ser muy hidratante, estudios recientes han demostrado la presencia de enzimas implicadas en el bloqueo del proceso de síntesis de melanina en el origen de las manchas pigmentarias. La vitamina B9 que contiene, participa activamente en el crecimiento y la multiplicación de las células de la piel.

La alcachofa, gracias a sus cualidades depurativas y desintoxicantes, mejorará nuestro aspecto tras una noche de fiesta.

La belleza en los cereales…

Los cereales, especialmente completos, con o sin gluten, como avena, trigo, lúpulo, mijo, quinoa y arroz, resultan interesantes en cosmética gracias a los nutrientes esenciales que los componen en cantidades importantes: carbohidratos que se encuentran en el almidón; proteínas vegetales; muchas vitaminas, especialmente el grupo B y minerales y oligoelementos como magnesio, fósforo y hierro. Son esenciales para la belleza de la piel y el cabello.

El intenso aroma de las especias…

Verdaderos aliados en la cocina aportando un toque de originalidad y sabores únicos a nuestros platos, las especias también tienen virtudes interesantes para la piel:

●  La canela ayuda a lucir una tez más brillante, una piel más tonificada y mejora incluso la circulación sanguínea.

●  El cilantro permite que la piel recupere el tono y la flexibilidad gracias a su rica concentración de ácido petroselenico (un componente del sebo).

●  El jengibre estimula la epidermis reactivando los intercambios celulares, lo que permite la reconstrucción de las reservas de energía de la piel.

●  La pimienta activa la quema de grasa y es interesante en tratamientos anticelulíticos.

●  La cúrcuma, rica en curcumina, es conocida por sus propiedades antiinflamatorias y antioxidantes en la piel.

Los aceites de la Belleza…

Los aceites vegetales, no contentos con sazonar nuestras ensaladas y verduras y aportar su tipicidad organoléptica, también cuidan la piel gracias a su alto contenido en ácidos grasos esenciales:

Los Omega-3, representados por el ácido alfa-linolénico, además de mantener la elasticidad de la piel, están involucrados en gran medida en procesos antiinflamatorios: reducen el enrojecimiento y calman la irritación. El aceite vegetal orgánico de camelina tiene una relación óptima entre omega-3 y omega-6. Otros aceites interesantes son: lino, colza y nueces.

Los Omega-6, representados por el ácido linoleico, se usan en la composición de ceramidas. Participan en la reconstitución de lípidos epidérmicos e intervienen en la fluidez de la membrana. El ácido linoleico ayuda a limitar la pérdida de agua de la piel y presenta cualidades suavizantes y nutritivas. Algunos aceites son: argán, sésamo y cáñamo.

Los omega-9, representados por el ácido oleico, son los ácidos grasos monoinsaturados de cadena larga más abundantes en nuestro organismo. Muy nutritivos para la piel, la suavizan y le aportan luminosidad. Aceites de especial interés son el de oliva y el de aguacate.

El estado de nuestra piel es el reflejo inequívoco de nuestra salud interna y, por lo tanto, de nuestra dieta. Comer bien, a base de alimentos vivos y variados, es la primera fuente de una belleza duradera y natural.

 
 

Nutricosmética  

Nutricosmética o cómo Potenciar la Acción de los Cosméticos  

Nutracéuticos  

 
Aromaterapia
Naturopatía
Nutricosmética
Artículos
TOP