Artículos     La Rutina Slow Cosmétique para Pieles Mixtas
La Rutina Slow Cosmétique para Pieles Mixtas

La Rutina Slow Cosmétique para Pieles Mixtas

 

¿Tienes la piel mixta? Es así para la inmensa mayoría, pero no por ello se simplifica la elección de los hábitos correctos y los productos adecuados... ¡Aquí tienes una rutina personalizada!

La piel mixta es un tipo de piel muy común. Es una piel más grasa en la zona T (frente, nariz, mentón) y más seca en las mejillas, sienes, etc.

La preocupación básica es que es un tipo de piel "cajón de sastre": ciertas pieles mixtas son en realidad pieles con problemas (granos), mientras que otras pertenecen al grupo de la llamada piel "normal", que es la más fácil de mantener en nuestra rutina diaria.

La Rutina de la Mañana

Sigue los siguientes pasos según sea tu caso. La piel mixta con problemas necesita productos específicos, mientras que la piel mixta “normal”,  puede permitirse todo o casi todo…

1. Limpiar

Rociar agua mineral sobre el rostro para descongestionar.

2. Tonificar

Terminamos rociándonos un hidrolato o agua floral. Esto elimina ciertas impurezas de la noche y prepara la piel para su cuidado mientras la tonifica. Seca suavemente con una toalla.

La piel mixta con problemas optará por el agua de Rosas o los hidrolatos de Siempreviva o Lavanda.

La piel mixta normal puede optar por los anteriores o también por el hidrolato de Jara o Azahar si es sensible, o el hidrolato de Mirto, que se adapta a todas las condiciones de la piel.

3. Hidratar/Nutrir

Masajea el rostro con 3 gotas de suero oleoso (puedes elaborarlo mezclando varios aceites vegetales nutritivos), o una emulsión de aloe vera + aceite vegetal. Con el masaje que lo acompaña, este tratamiento es ideal para nutrir la piel y permitirle retener mejor el agua durante todo el día.

Si tu piel es mixta con problemas, opta por los aceites vegetales de Albaricoque, Jojoba o Avellana, ocasionalmente puedes mezclarlos con aceite vegetal de Comino negro (máximo 30%).

La piel mixta normal puede usar casi todos los aceites vegetales, excepto la Almendra dulce, Germen de trigo, Borraja y Onagra, por ser demasiado ricos.

4. Proteger/Hidratar

Es una opción, pero aplicar una crema de día ayuda a proteger la piel del rostro de las agresiones externas durante todo el día (UV, frío, fricción… dependiendo de la época del año). Esto aumentará el poder de hidratación del paso anterior.

5. Maquillar

No es imprescindible, pero es un placer para muchas personas. Puedes dar un tono a tu piel con un polvo mineral, embellecer las pestañas con una máscara o dibujar la boca para hacerla más seductora.

La piel mixta con problemas estará mejor maquillada y más saludable con un maquillaje mineral sin aceites.

La Rutina de Noche

Esta rutina estará especialmente dedicada a la eliminación de maquillaje y limpieza. Sigue estos pasos...

1. Desmaquillar en 3 pasos

La eliminación del maquillaje se realiza idealmente en al menos dos pasos (cuerpo graso + jabón o gel de lavado opcional + loción acuosa).

●  El aceite de Albaricoque es ideal para desmaquillar las pieles mixtas, al igual que el aceite de Macadamia. Estos aceites tienen una relación calidad/precio óptima.

●  Es una opción, pero para eliminar la grasa del desmaquillante y limpiarla en profundidad se puede emulsionar el rostro y el cuello con un gel espumoso sin jabón o un jabón en frío adaptado a las pieles mixtas. Puedes usar una esponja vegetal o una esponja de konjac.

●  Finalmente, aplica el mismo hidrolato o agua floral que utilizaste en la rutina de la mañana. Recuerda emplear toallitas lavables o el menor número posible de discos desmaquillantes de algodón.

2. Hidratar/Nutrir/Tratar

Masajea el rostro durante un rato para estimular los músculos de la piel y la microcirculación. Aplicamos el mismo suero oleoso de la mañana. Al hacerlo, se aborda una necesidad específica de la piel gracias a los ingredientes activos de los aceites.

Los aceites esenciales adecuados para la piel mixta con problemas son: lavanda, lavandín, romero, mirto, manzanilla, siempreviva, geranio, palmarosa y petitgrain (un gran aliado, muy bien tolerado por la piel y muy agradable).

Los aceites esenciales adaptados a la piel mixta normal son: todos los mencionados anteriormente, así como el aceite esencial de Jara, palo ho y katrafay.

Para aromatizar tu suero oleoso diario, incorpora un máximo de 5 gotas de aceites esenciales por cada 10 ml de aceite vegetal. Si estás embarazada, no añadas a tu suero aceites esenciales durante los tres primeros meses de embarazo, luego puedes añadir un máximo de 2 gotas por cada 10 ml de aceites vegetales.

¡Y eso es todo! Practicar esta rutina durante un tiempo, ayudará a tu piel mixta a estar más cómoda, menos propensa a las espinillas y con un cutis más radiante.

Esta rutina también te permite ser más ecológic@ y te garantiza tratamientos verdaderamente saludables sin ingredientes controvertidos.

 
 
 
Aromaterapia
Naturopatía
Nutricosmética
Artículos
TOP